y renovaos en el espíritu de vuestra mente"; Col. 3:10