Espiritualidad MJMJ

La familia de Nazaret es el modelo de familia que queremos vivir. En Jesús, María y José encontramos la pobreza bíblica de los "anawin" : l@s sencillos que ponen su confianza en Dios.

Jesús

En Nazaret aprendemos el misterio de una vida oculta y sencilla, a la que Jesús dedicó treinta años. Es el lugar del abandono al Padre en el anonimato de la vida cotidiana, en la sencillez del trabajo y en la vida familiar

María

En Nazaret aprendemos la sabiduría de los pobres que, como María, guardan en el corazón el rostro, las palabras y los gestos de Jesús. Es la casa materna donde germinan los valores del Evangelio.

 

José

En Nazaret aprendemos el valor del silencio, que las cosas se conocen desde el corazón y que el amor puesto al servicio, posibilita, como en José, que la obediencia de la fe y la disponibilidad humilde engendren la nueva familia de Dios.